Remolacha

Proveniente de la región mediterránea, la remolacha ha sido consumida durante mucho tiempo por su contenido rico en nutrientes; sin embargo, esta verdura de raíz también es una gran fuente de beneficios medicinales, y la ciencia todavía está investigando sus posibles aplicaciones para la salud humana.

Datos básicos
Información general
  • Nombres comunesRemolacha, remolacha roja, betabel, betarraga y beterraga
  • Nombre científicoBeta vulgaris
  • Tipo de plantaVegetal
  • Región nativaMediterraneo
  • Principales productoresFrancia, Alemania, Estados Unidos de América
  • Principal uso económicoIndustria alimentaria
  • Grupos alimenticiosFrutas y vegetales
  • Parte más utilizadaBulbo (rizoma)
Remolacha

Los beneficios de la remolacha, betabel, o betarraga, se conocen desde hace milenios, y antiguas civilizaciones han aprovechado toda la planta (incluidas las hojas) en el tratamiento de diversas enfermedades. Hoy en día, este vegetal de raíz es un alimento básico en muchos lugares del mundo; sin embargo, estudios científicos modernos han revelado algunos de los mecanismos de acción detrás de las sorprendentes propiedades de la remolacha, allanando el camino para nuevos usos medicinales.

Remolacha: Propiedades medicinales

Datos básicos (Propiedades medicinales)
  • Acción medicinalAntiinflamatoria, Vasodilatora
  • Principios activosBetaína, betalaínas, nitrato
  • Formas de consumoCápsulas, Infusiones calientes/tisanas, Extractos líquidos, Alimento, Jugo, Cataplasma, Polvo, Jarabe, Seco
  • Calificación medicinal(3) Razonablemente útil
  • Calificación de seguridadSegura
Beneficios y propiedades de la remolacha

Beneficios de la remolacha

Las propiedades de la remolacha, principalmente antiinflamatorias y vasodilatadoras, han encontrado varios usos medicinales a lo largo de la historia. Los más importantes beneficios de la remolacha, betabel, o betarraga, incluyen: 

  • Reducir la inflamación. El alto contenido de compuestos antioxidantes en la remolacha ayuda a proteger la integridad celular y los órganos internos del estrés oxidativo, previniendo enfermedades inflamatorias.

  • Promover la salud cardiovascular. El consumo de remolacha o betabel en cantidades dietéticas puede ayudar a relajar los vasos sanguíneos y mejorar la circulación, estabilizando así la presión arterial y reduciendo el riesgo cardiovascular.

Si bien es necesario realizar más investigaciones, algunos estudios sugieren que la capacidad del betabel o betarraga para equilibrar los fluidos corporales puede ayudar a mejorar el rendimiento deportivo, así como a prevenir calambres musculares y promover el funcionamiento óptimo de todos los órganos del cuerpo.

Cómo funciona

La remolacha no solo es rica en nutrientes, sino que también contiene varios elementos bioactivos que se consideran responsables de sus beneficios para la salud, principalmente ácido ascórbico, carotenoides, compuestos fenólicos, y flavonoides.

Muchos estudios modernos sobre los mecanismos de acción detrás de las propiedades curativas de la remolacha han girado en torno a su alto contenido de nitrato inorgánico, que el cuerpo convierte en nitrito y óxido nítrico, necesarios para una variedad de funciones vitales. El óxido nítrico es increíblemente eficaz para relajar y dilatar los vasos sanguíneos, y las posibilidades terapéuticas de esta capacidad de la remolacha se están investigando ampliamente, ya que la vasodilatación contribuye a reducir de la presión arterial, así como a una mejor circulación y un óptimo funcionamiento de músculos y órganos. Dado que el óxido nítrico ayuda a las células a utilizar el oxígeno de manera más eficiente, se cree que también podría aliviar la presión sobre el corazón.

CUANDO SE CONSUMEN ALIMENTOS RICOS EN NITRATOS COMO LA REMOLACHA, LAS BACTERIAS BUCALES LOS TRANSFORMAN EN ÓXIDO NÍTRICO.

El betabel o betarraga también tiene un alto contenido de betalaínas, que son pigmentos de color morado rojizo con propiedades antioxidantes que ayudan a proteger el cuerpo del estrés oxidativo, reduciendo la inflamación interna que puede desencadenar una serie de enfermedades. Se ha demostrado que las betalaínas son capaces de disminuir los niveles tóxicos de homocisteína, un aminoácido que desencadena la liberación de catecolaminas, neurotransmisores que, si se producen en exceso, pueden causar constricción de los vasos sanguíneos, elevando la presión arterial y el ritmo cardíaco. Además, la alta concentración de betalaínas y compuestos fenólicos en el jugo de remolacha juega un papel clave en el metabolismo de la glucosa y en la producción de insulina, lo que ayuda a prevenir picos de azúcar en la sangre después de las comidas.

Otro fitocompuesto importante en la remolacha es la betaína, un tipo de betacianina que es crucial para mantener el equilibrio de líquidos y electrolitos, necesario para la contracción muscular y el adecuado funcionamiento de todos los órganos del cuerpo. Las investigaciones preliminares han sugerido que la suplementación con betaína puede mejorar la fuerza y el rendimiento energético, y este compuesto también se ha utilizado en el tratamiento de problemas hepáticos, hipercalcemia y trastornos gastrointestinales, entre otras afecciones de salud relacionadas con el equilibrio hídrico, como la hiponatremia.

ALGUNOS ESTUDIOS SUGIEREN QUE LA CAPACIDAD DE LAS REMOLACHAS PARA MEJORAR EL FLUJO SANGUÍNEO PUEDE AYUDAR A PREVENIR ENFERMEDADES NEURODEGENERATIVAS, COMO EL ALZHEIMER Y EL PARKINSON.

Hierbas como el repollo y el llantén también poseen fuertes propiedades antiinflamatorias, mientras que el ginkgo biloba y el cacao proporcionan beneficios vasodilatadores y cardiovasculares.

Efectos secundarios de la remolacha

La remolacha se considera segura en cantidades culinarias y medicinales. Es importante tener en cuenta que consumir nitratos de fuentes que no sean vegetales, como la arúgula, la remolacha, el apio, la lechuga y la espinaca, puede causar efectos perjudiciales para la salud. Además, alrededor del 10 al 15% de la población puede experimentar beeturia, o un enrojecimiento inocuo de la orina, después de consumir betabel.

Remolacha: Información nutricional

Información nutricional remolacha

La mayoría de los beneficios de la remolacha se basan en su perfil nutricional, que incluye altas cantidades de minerales y vitaminas, esenciales para el crecimiento, el desarrollo y la función adecuada de todos los órganos vitales del cuerpo humano.

La remolacha, betabel o betarraga, contiene una cantidad considerable de fibra dietética, que promueve la buena digestión y los movimientos intestinales regulares, además de retardar el metabolismo de la glucosa, lo que previene picos de azúcar en la sangre después de las comidas. Por otro lado, mientras que la remolacha tiene un índice glucémico (IG) de 64, moderadamente alto, también tiene una carga glucémica extremadamente baja (GL), lo que significa una tasa muy lenta de absorción de azúcar en el cuerpo.

CONTRARIAMENTE A LA CREENCIA POPULAR, LAS REMOLACHAS SON EXCELENTES PARA TODOS, INCLUIDAS LAS PERSONAS DIABÉTICAS, YA QUE AYUDAN A ESTABILIZAR LOS NIVELES DE AZÚCAR EN LA SANGRE.

La remolacha es una gran fuente de vitamina B9, más conocida como folato, crucial para el desarrollo fetal y también para la producción de glóbulos rojos. Pese a que el ácido fólico (la forma sintética del folato) se usa para enriquecer la mayoría de los productos alimenticios, las mujeres en edad reproductiva o embarazadas, las personas con depresión, los ancianos y las personas con trastornos de malabsorción tienen un alto riesgo de deficiencia y deben aumentar las cantidades de este importante nutriente en su dieta diaria.

La remolacha también proporcionan buenas cantidades de cobre y manganeso, dos minerales que son esenciales para muchas funciones corporales. Mientras que el cobre contribuye a la formación de glóbulos rojos, además de promover la salud de los vasos sanguíneos, los nervios, el sistema inmunológico y los huesos, el manganeso promueve el metabolismo de las grasas y los carbohidratos, la absorción de calcio y la regulación del azúcar en la sangre, además de ayudar en la formación de tejido conjuntivo, huesos, coagulación sanguínea y hormonas sexuales.

Otros nutrientes, presentes en cantidades adecuadas en la remolacha, son hierro, magnesio y potasio, así como vitaminas C (ácido ascórbico) y B6 (piroxidina), mientras que cantidades más pequeñas de calcio, fósforo y zinc, junto con otras vitaminas del complejo B, contribuyen a redondear el valor nutricional de este vegetal de raíz.

UNA TAZA DE REMOLACHA CRUDA (136 G) PROPORCIONA 58 CALORÍAS, CERO GRASASY EL 15% DEL VALOR DIARIO RECOMENDADO PARA FIBRA DIETÉTICA.

Cómo consumir remolacha

Datos básicos (Cómo consumir)
  • Partes comestiblesHojas, Raíz
  • Usos alimentariosColor, Endulzante
  • SaborDulce, Terroso
Cómo consumir remolacha

La remolacha tiene un sabor terroso y dulce. La betaína, el pigmento rojo violaceo de este vegetal de raíz, se usa a menudo como colorante en productos alimenticios como pizza, pasta de tomate, limonada rosada y helado de fresa.

La remolacha se puede comer cruda, hervida, al vapor, asada, horneada y encurtida. Sin embargo, es necesario tener cuidado al prepararla, ya que su intenso tinte rojizo puede manchar la piel, la ropa y las superficies.

LA REMOLACHA ENCURTIDA SE HA GANADO UNA BUENA REPUTACIÓN POR CONSERVAR MUCHOS DE SUS BENEFICIOS NUTRICIONALES Y PROPIEDADES MEDICINALES.

Si bien la mayoría de los usos de este nutritivo vegetal son culinarios, los muchos beneficios del betabel o remolacha también se pueden obtener a través de remedios herbales y suplementos dietéticos.

Formas naturales

  • Cruda. Tanto la raíz carnosa como las hojas de la planta de remolacha se pueden consumir en su forma fresca, lo cual es altamente recomendable para aprovechar al máximo sus beneficios. Las ensaladas y batidos son las formas más populares de consumir todas las partes de la planta.

  • Cocida. Si bien algunos nutrientes solubles en agua, principalmente el ácido ascórbico y otros compuestos antioxidantes, se reducen al exponerse al calor, esta es la forma preferida de consumo del betabel o remolacha, y proporciona una gran cantidad de vitaminas y minerales, así como nitratos. Las remolachas son un ingrediente básico del borscht, el famoso plato nacional ruso.

  • Jugo. El jugo de remolacha se ha convertido en un elemento básico en la dieta de muchos atletas y personas con estilos de vida saludables, ya que esta forma concentrada contiene altas cantidades de nitratos y compuestos antioxidantes, todos los cuales son altamente beneficiosos para la salud cardiovascular y el rendimiento deportivo.

  • Cataplasma. Las hojas frescas de remolacha se pueden triturar y aplicar directamente sobre erupciones cutáneas e inflamaciones para aliviar la irritación y la hinchazón.

  • Deshidratada. Con una vida útil más larga, la remolacha deshidratada se puede consumir como un bocadillo, usarse para decorar ensaladas, o para hidratarse previamente para agregarse a diversas creaciones culinarias. Las hojas de remolacha también se pueden hornear y consumir en forma de chips saludables.

  • Infusión. El té de remolacha se está poniendo de moda debido a sus supuestas propiedades desintoxicantes, así como a su alto contenido de compuestos antioxidantes y nutrientes, todos los cuales contribuyen a mejorar importantes funciones corporales, promueven un embarazo saludable y ayudan a prevenir la anemia.

  • Polvo. En esta forma deshidratada y pulverizada, las propiedades y beneficios de la remolacha están muy bien conservados. El polvo de betabel se puede agregar a jugos y batidos, así como también a recetas culinarias.

  • Encurtida. Esta es otra forma popular de consumir remolacha, ya que no solo tiene una larga vida útil, sino que también conserva muchos de sus beneficios nutricionales y medicinales.

  • Jarabe. El jugo de remolacha, lleno de azúcares saludables, propiedades antioxidantes y minerales esenciales, se reduce al calor hasta tomar consistencia de almíbar. El jarabe de betarraga se ha utilizado como edulcorante durante siglos, principalmente con fines culinarios.

Remedios herbales y suplementos

  • Extracto líquido. El extracto de Beta vulgaris es rico en betalaínas, que ayudan a reducir el daño celular y también a proteger la piel de la radiación solar. Estudios preliminares sugieren que esta preparación también puede ayudar al sistema inmunológico para combatir patógenos dañinos, como la influenza. El extracto de remolacha también se usa como colorante natural para productos culinarios, como helados, yogur, bebidas en polvo, entre muchos otros.

  • Cápsulas. Los compuestos bioactivos responsables de la mayoría de los beneficios de la remolacha pueden obtenerse en esta forma complementaria, en dosis diarias estandarizadas. Las cápsulas de Beta vulgaris son particularmente convenientes para quienes no gustan del particular sabor de la remolacha.

Dónde comprar remolacha

Datos básicos (Dónde comprar)
  • Dónde comprarSupermercados, Grandes minoristas en línea, Mercados de agricultores, Tiendas de salud especializadas, Mercados orgánicos, Tiendas de salud en línea

La remolacha es muy popular en todo el mundo y está ampliamente disponible, tanto en formas naturales como complementarias.

Formas naturales

En su forma cruda y fresca, la remolacha está ampliamente disponible a lo largo del año, en la mayoría de supermercados y mercados de agricultores de todo el mundo. Otros productos de remolacha, como polvo, jarabe y remolacha deshidratada, se pueden comprar en tiendas de alimentos especializados y también en tiendas en línea.

Remedios herbales y suplementos

Los suplementos de remolacha, como las cápsulas y los extractos líquidos, se comercializan principalmente entre los atletas y aquellos que buscan mejorar el rendimiento físico, y se pueden encontrar fácilmente en línea, así como en algunas tiendas especializadas en salud.

Aunque estos productos son perfectamente seguros, se debe tener en cuenta que los beneficios del betabel o remolacha se obtienen de manera más efectiva a través de formas naturales de consumo.

Cómo cultivar remolacha

Datos básicos (Cómo cultivar)
  • Ciclo de vidaAnual
  • Partes cosechadasHojas, Bulbo
  • Requerimientos de luzPleno sol, Sombra parcial
  • Tipo de sueloFranco, Bien drenado
  • pH del suelo5.6 – 6.0 (Moderadamente ácido), 6.1 – 6.5 (Ligeramente ácido), 6.6 – 7.3 (Neutral)
  • Hábitat de crecimientoClima templado
  • Época de siembraInicio de la primavera, Otoño
  • Espacio entre plantas0.5 m (1.64 ft)
  • Tiempo de crecimientoDe 8 a 12 semanas en los meses cálidos y de 16 a 18 semanas en los meses fríos.

La planta de remolacha (Beta vulgaris), también conocida como remolacha roja, betabel, betarraga o beterraga, es un cultivo ideal para climas templados y frescos, así como una adición perfecta para jardines pequeños, ya que requiere muy poco espacio para crecer. Lo mejor de cultivar remolacha es que tanto las hojas como las raíces carnosas de esta planta se pueden cosechar y consumir.

Aunque la planta de remolacha es bastante fácil de sembrar y cuidar, requiere de algunas condiciones básicas para desarrollarse apropiadamente, y los siguientes consejos de jardinería pueden ser útiles para tener éxito en su cultivo.   

Instrucciones de cultivo

  • Truco de jardinería

    Mezclar material orgánico en el suelo, como hierba, hojas y otros residuos vegetales blandos, proporcionará nutrición adicional para las plantas de remolacha durante su crecimiento.

    La planta de remolacha se propaga a través de semillas y prefiere las temperaturas frescas de los primeros días de primavera u otoño. El betabel crece muy bien áreas soleadas y con sombra parcial.

  • Las semillas de remolacha se deben plantar en un suelo franco bien drenado, lo suficientemente profundo como para dejar amplio espacio para las raíces. En un terreno demasiado seco, las raíces comestibles de la planta pueden volverse fibrosas y duras.

  • La planta de remolacha prefiere suelos con un pH de 5.8 a 7.0 pero pueden tolerar un pH de hasta 7.6.

  • La remolacha también es sensible a la deficiencia de boro, por lo que, antes de sembrar, es recomendable verificar la calidad del suelo y enriquecerlo de ser necesario.

  • Las remolachas germinan en un periodo de 5 a 10 días y requieren una temperatura del suelo de al menos 40°F (4°C) para germinar.

  • Cada semilla de remolacha produce de dos a seis plantas. El espacio entre plantas, considerando la poda de hojas, debe ser de dos a tres pulgadas (5 a 8 cm) de distancia.

  • Antes de plantar las semillas de remolacha, es importante remover la tierra de 8 a 10 pulgadas (20 a 25 cm) de profundidad y despejar el área de rocas, basura y ramas.

  • La planta de remolacha tiene raíces profundas, que pueden alcanzar profundidades de 36 a 48 pulgadas (91-122 cm), por lo que se debe tener cuidado de no plantarlas cerca de raíces de árboles.

  • Las plantas de betarraga o betabel requieren un riego frecuente pero moderado para un óptimo desarrollo.

  • El tiempo desde la siembra hasta la cosecha puede ser de 8 a 12 semanas en los meses cálidos y de 16 a 18 semanas en los meses fríos.

  • Cuando se cultivan en climas nublados y húmedos, las plantas de remolacha son más vulnerables a las enfermedades bacterianas, virales y fúngicas, principalmente el tizón bacteriano, el virus de la hoja de remolacha, el virus de la mancha amarillenta, la mancha foliar, la humedad, el mildiú velloso, el moho y la podredumbre de las raíces.

  • Las plantas de remolacha también pueden ser atacadas por nematodos, escarabajos y gusanos de hojas.

Información adicional

Datos básicos (Información adicional)
  • Otros usosAlimentación animal, Tinte

Taxonomía de la remolacha

La planta de remolacha (Beta vulgaris), también llamada remolacha roja, betabel, betarraga o beterraga, es nativa del Mediterráneo.

Cultivadas principalmente por su raíz comestible, las plantas de remolacha suelen ser erectas, con una raíz principal larga y una roseta de hojas de color verde y púrpura con forma ovalada, que se levantan desde el suelo hasta una altura de 8 a 15 pulgadas (20 a 40 cm). Las raíces de la remolacha son generalmente de color rojo violáceo. La planta produce flores verdes, unidas directamente a su base, sin un tallo o pedúnculo, que pueden alcanzar 3.3 - 6.6 pies (1 - 2 m) de altura.

Las plantas de remolacha se cultivan generalmente como hierbas anuales, que se cosechan después de una temporada de crecimiento. La raíz bulbosa de la remolacha crece bajo tierra y generalmente es redonda y rojiza, a veces con raíces secundarias, aunque también puede tener un extremo aplanado, así como ser de color amarillento o blanco.

  • Clasificación

    Aunque generalmente se cultiva como un anual, la planta de remolacha (Beta vulgaris) es una hortaliza bienal por naturaleza, miembro de la familia Chenopodiaceae, también conocida como Amaranthaceae, que contiene 2500 especies distribuidas en 180 géneros. Este grupo botánico incluye muchas plantas con flores, y la mayoría de sus miembros se encuentran en áreas tropicales. Otras plantas de gran importancia económica dentro de esta gran familia son el amaranto (Amaranthus caudatus), la espinaca (Spinacia oleracea) y la quinua (Chenopodium quinoa).

  • Variedades, subespecies, y cultivares de remolacha

    Comúnmente asociada con un color rojo sangre, la remolacha moderna, tanto roja como blanca, se originó en Italia a partir de remolachas silvestres de la costa mediterránea.

    Existen tres variedades principales de Beta vulgaris: la remolacha roja, que se disfruta con fines alimenticios; la acelga, que se cultiva principalmente por sus sabrosas hojas; y la remolacha azucarera, que se utiliza comúnmente para el procesamiento de azúcar. La mayoría de las remolachas modernas son de color rojo oscuro o púrpura, pero algunas variedades son blancas o amarillas. Otras variedades de remolacha, principalmente mangold, mangel, o mangelwurzel son demasiado fibrosas para el consumo humano y se usan para forraje.

    La remolacha azucarera (Beta vulgaris subsp. Vulgaris var. Altissima) se desarrolló en Alemania y Francia durante el siglo XIX, como una alternativa a la caña de azúcar, y aún se cultiva principalmente para este propósito. La remolacha azucarera, también conocida como remolacha blanca o remolacha albina, es una variedad que generalmente se destina a la producción de azúcar.

    Hoy en día, hay muchos cultivares de remolacha azucarera en diferentes tonalidades rojizas, siendo los más populares la remolacha Globe, un tubérculo redondo y liso, con pulpa roja oscura, y la remolacha egipcia, también con aspecto esférico y una superficie rojiza y suave.

    Por otro lado, la remolacha tradicional, betabel o remolacha roja (Beta vulgaris subsp. Vulgaris var. Vulgaris) es la preferida para el consumo humano directo, y existen muchos cultivares disponibles, principalmente Derwent Globe, Darkest Globe y Detroit Dark Red, mientras que otras variedades, apreciadas por los agricultores debido a su rápido crecimiento, son Rapid Red, Early Wonder, Early Egyptian y Early Market.

MUCHAS VARIEDADES DE REMOLACHA MUESTRAN CÍRCULOS INTERIORES DE COLOR ROSA O ROJO Y BLANCO.

Historia de la remolacha

Se cree que la remolacha roja o betabel se deriva de la remolacha silvestre o marina (Beta maritima), que creció en la cuenca mediterránea. La planta de remolacha fue consumida por los antiguos griegos y romanos, quienes preferían sus frondosas hojas verdes, mientras que su raíz puntiaguda, blanca o negra, solo se usaba con fines medicinales. Se pensaba que el jugo de remolacha curaba la ictericia, así como el zumbido en los oídos y el dolor de muelas cuando se colocaba dentro de las fosas nasales, mientras que las hojas de remolacha se usaban para desinflamar y cicatrizar heridas.

A fines del siglo XV, las plantas de remolacha eran cultivadas en toda Europa y se consumían tanto las hojas como las raíces. Con el tiempo, se abrieron paso a través del Atlántico gracias a inmigrantes europeos, y la raíz bulbosa y de color rojo oscuro es actualmente utilizada con fines culinarios y como potenciador del rendimiento deportivo.

El uso de azúcar de remolacha se inició en Alemania y Francia cuando el bloqueo británico, durante las guerras napoleónicas del siglo XIX, impidió que el azúcar de caña llegara a Europa. La remolacha azucarera fue introducida en Chile por los colonos alemanes en 1850, y llegó a Norteamérica en 1879.

Datos económicos

El consumo de remolacha es más popular en Europa oriental y central, aunque la planta de Beta vulgaris también se cultiva y se consume en todo el mundo. El principal productor de remolacha es Francia, seguido de Alemania y los Estados Unidos.

La planta de remolacha se cultiva principalmente para la producción de azúcar y otros productos, pero un porcentaje menor se envía fresco a los mercados. En los Estados Unidos, la remolacha constituye una pequeña minoría entre la población de vegetales cultivados, y la mayor parte de la producción proviene de Wisconsin.

HOY EN DÍA, EL AZÚCAR DE REMOLACHA REPRESENTA ALREDEDOR DEL 30% DE LA PRODUCCIÓN MUNDIAL DE AZÚCAR, Y CASI LA MITAD DEL AZÚCAR QUE SE CONSUME EN LOS ESTADOS UNIDOS PROVIENE DE LA REMOLACHA AZUCARERA.

Creencias populares

La remolacha o betabel fue una verdura de raíz muy valorada por los antiguos griegos y romanos, que le atribuían cualidades afrodisíacas. La remolacha aparece asociada con la lujuria y el amor en frescos de casas de prostitución, tanto en Pompeya como en Roma.

EN LA MITOLOGÍA GRIEGA, LA DIOSA AFRODITA COMÍA REMOLACHA PARA AUMENTAR SU ATRACTIVO.

Otros usos de la remolacha

  • Colorante. Los pigmentos profundos de la remolacha también se utilizan como colorantes o tintes para alimentos también para fines industriales.

  • Industria farmacéutica. Actualmente se está investigando una proteína de la remolacha como posible sustituto de la hemoglobina humana para ser usada en transfusiones de sangre.

Bibliografía

  • Journal of Agricultural and Food Chemistry, Betalains--a new class of dietary cationized antioxidants, 2001
  • Journal of Nutritional Science, Effects of a beetroot juice with high neobetanin content on the early-phase insulin response in healthy volunteers, 2014
  • Sweeteners: Nutritional Aspects, Applications, and Production Technology, p. 168
  • Red Beet Biotechnology: Food and Pharmaceutical Applications, pp. 143-144
  • Health Benefits of Beetroot, pp. 9-16
  • Exclusive Food Product Researches, pp. 32-33
  • The American Journal of Clinical Nutrition, Food sources of nitrates and nitrites: the physiologic context for potential health benefits, 2009
  • University of Connecticut, The Effect of Betaine Supplementation on Performance and Muscle Mechanisms, 2011
  • Hamilton University, Beets
  • International Journal of Sports Physiology and Performance, The effect of variable doses of inorganic nitrate-rich beetroot juice on simulated 2,000-m rowing performance in trained athletes, 2014
  • Kansas State University, Beetroot beneficial for athletes and heart failure patients, Kansas State University research finds
  • Medicine and Science in Sports and Exercise, Beetroot juice supplementation does not improve performance of elite 1500-m runners, 2014 | A single dose of beetroot juice enhances cycling performance in simulated altitude, 2014
  • Wake Forest University, Benefits of beet juice
  • Journal of the Academy of Nutrition and Dietetics, Whole beetroot consumption acutely improves running performance, 2012
  • University of Arizona, Table beets
  • Oregon State University, World Food Crops - Sugarcane & Sugar Beets
  • The Journal of Nutrition, Inorganic nitrate and beetroot juice supplementation reduces blood pressure in adults: a systematic review and meta-analysis, 2013
  • Australian Government, Department of Agriculture and Fisheries - Land requirements for beetroot
  • Penn State University, Plant Village, Beet
  • Washington State University, Beets
  • PubChem, Betaine
  • The British Journal of Nutrition, Blood pressure-lowering effects of beetroot juice and novel beetroot-enriched bread products in normotensive male subjects, 2012
  • British Broadcasting Corporation, Plant protein could be used for blood, say scientists
  • Nutrients, The Potential Benefits of Red Beetroot Supplementation in Health and Disease, 2015
  • Texas A&M Agrilife Extension, Growing Beets
  • Nutrition Journal, Role of homocysteine in the development of cardiovascular disease, 2015
Beneficios de la remolacha